Politics

Sus hijos la inspiran a emprender; crean chuponeras personalizadas


 

CIUDAD DE MÉXICO. Inspirada en su hijo de dos años y en su bebé que está por nacer, Karen emprendió un negocio de chuponeras personalizadas para evitar que los chupones de los pequeños se caigan al piso o se puedan perder.

Se vuelve como un accesorio para el bebé; de hecho, tengo una clienta que ahorita me dijo ‘hazme uno para cuando se vaya a la playa y otro para la ciudad’. Es algo que es muy útil, sobre todo para no perder el chupón porque cuando el bebe sí necesita el chupón para dormir, que se te pierda como mamá te pones histérica. La verdad está muy práctica porque al final tiene una mordedera que ayuda para rascarse los dientes, pero esa mordedera se quita y se pone el chupón”, explicó

Hace cuatro meses comenzó a planear su proyecto y, a mediados de febrero, concretó sus primeras ventas.

Se llama Happy hipp la marca y lo saqué el nombre de un libro que le leo a mi hijo. Entonces justo dije: ‘quiero que se llamé así’ y se me vino a la cabeza cómo quería mi logo. Así fue cómo empecé y, gracias a Dios, hemos tenidos muy buenos comentarios de los clientes y estoy muy contenta, la verdad”, contó.

En Happy hipp, Karen encontró el balance perfecto para ejercer su maternidad y emprender al mismo tiempo.

Hablando con mi esposo, le dije ‘como que quiero ser algo más aparte de ser mamá y esposa’. Luego luego se me vino a la cabeza lo de las chuponeras porque siempre dije que, cuando tuviera hijos, yo me iba a encargar de ellos, a educarlos y sí les quiero dedicar el tiempo. Entonces dije: ‘qué puedo hacer en lo que mi hijo está en la escuela, justo estoy embarazada ahorita’. Entonces, o en lo que mi bebita está ahí conmigo, sin quitarles el tiempo ni de ser mamá ni de ser esposa”.

Yo quiero que Happy hipp sea un negocio o un proyecto casero, que yo pueda hacer todas las chuponeras que me encarguen, no tener empleados. Me decían: ‘abre una pagina’, pero no es mi tirada. Yo esto lo hago porque me encanta, porque me inspira mi hijo y el que viene en camino, lo hago por mi. Digo: ‘primero Dios, si me piden 100 chuponeras al día, pues las pidieron’. Pero lo que más quiero es que tengan mi toque y para que tengan mi toque lo tengo que hacer yo”, dijo.

 

cva

 

*En el siguiente enlace encontrarás las noticias de Última Hora





Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.

close