Politics

Soy optimista


 

Pudo ser peor. La realidad es que el grupo que le toco a México es complicado, pero se puede avanzar de ronda.

Muy difícil con Argentina, sencillo con Arabia y te jugarás todo contra Polonia en el debut.

La clave es que la preparación para el Mundial sea enfocada al aspecto deportivo y no al económico. Hay que escuchar a Martino y hacerle caso.

Él tiene más experiencia que cualquiera de los directivos de la Federación.

No más partidos negocio en Estados Unidos.

No más partidos intrascendentes.

No más actuaciones donde sólo se piense en el dinero.

La Selección Mexicana de futbol tendría que ir a Sudamérica, Europa, África y Asia para jugar partidos complicados.

Los jugadores tienen que elevar su nivel con respecto a los últimos partidos. Martino tiene que sacar su mejor versión como entrenador.

Y los directivos alejarse y dejarlos trabajar.

Los árabes tienen técnico francés y realizaron una gran eliminatoria. No hay que confiarse, pero México es mucho mejor que ellos.

Los argentinos son superiores y tienen a Messi.

Y los polacos tienen a Lewandowski y clasificaron vía repesca, pero se les puede hacer partido.

La Selección Mexicana normalmente juega muy bien la primera fase y compite de muy buena manera. Espero que Qatar no sea la excepción.

El problema viene después porque en el cruce de octavos aparece Francia.

Martino trae ganas y los jugadores, también. En eso hay que confiar.

Mientras aquí pensamos que la clave del Mundial es el primer partido, en Polonia piensan lo mismo. Ellos saben que si ganan, habrán dado un paso inmenso a la siguiente ronda.

Y nosotros sabemos que a los polacos se les puede jugar bien y se les puede ganar.

Ahora, que quede claro que México no va a ser campeón del mundo.

Soy optimista porque tenemos a un buen entrenador.

Soy optimista porque tenemos buenos jugadores.

Soy optimista porque se crece en los mundiales.

Soy optimista porque nos pudieron tocar rivales más complicados.

Soy optimista porque seré optimista en Qatar.

Pero mucho ojo, que los directivos y los dueños no quieran volverse locos y ganar más dinero del que pueden y que no se metan en la concentración del equipo.

Ganarle a Polonia, ganarle a Arabia y perder con Argentina. Eso piensan muchos aficionados, pero hay que ir partido a partido.

Soy optimista con la primera ronda. Ya después las cosas serán mucho más complicadas.

No creo que lleguemos al quinto partido.

 

 





Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.

close